Cómo Emprender Un Negocio Si Literalmente No Tienes Dinero

emprender sin dinero

Los fundadores de Nike, Philip Knight y Bill Bowerman comenzaron su negocio vendiendo zapatillas sobre la cejuela de su automóvil.

Michael Dell comenzó lavando platos por lo que se ganaba $2.30 dólares la hora. Y comenzó a vender computadoras personales desde su dormitorio en la universidad.

Todas estas compañías: Apple, Disney, Google, Harley Davidson, Hewlett-Packard, Lotus Cars, Mattel, Yankee Candle Company tuvieron sus inicios en pequeños garajes.

¿No tienes dinero para emprender tu negocio?

Pensar que necesitas contar con un gran capital para iniciar una empresa puede ser un engaño. De hecho, a veces puedes comenzar con poco o ningún financiamiento.

Así como lo lees, comenzar un negocio sin dinero puede parecer una idea descabellada, pero no es imposible.

Si bien es cierto que para iniciar y escalar cualquier negocio, necesitarás algo más que sólo un poco de efectivo. Con toda seguridad necesitarás socios, inversores y un plan sólido sobre cómo vas a utilizar tus nuevos fondos comerciales para crecer.

Sin embargo, cuando estás empezando, puedes empezar en pequeño. Aún mejor: puedes comenzar tan "en pequeño" como quieras.

Por ejemplo, si tu plan es abrir una tienda donde vendas tus productos hechos a mano, siempre puedes comenzar vendiéndolos a amigos y familiares. Puedes construir una reputación y obtener comentarios iniciales.

Luego, podrás venderlos en línea en un sitio web de terceros. Después de eso, puedes pasar a alojar tu propio sitio y montar una tienda. ¿Captas la idea?

Puedes comenzar tan "en pequeño" como quieras

Si te preocupa cómo puedes comenzar un negocio con cero fondos, aquí hay algunas ideas sobre cómo hacerlo:

Pregúntate qué podrías hacer o conseguir gratis

Hacer una lista de obstáculos que se interponen en tu camino para lanzar tu negocio es muy fácil. A menudo lo que es difícil es elaborar una lista de oportunidades que están frente a ti.

Si la idea de comenzar un negocio sin dinero te asusta, detente y reflexiona sobre lo que estás haciendo sin esos recursos ahora mismo.

¿Qué es esencial para tu negocio? ¿Necesitas el sitio web elegante y personalizado cuando solo has perfeccionado tres artículos para tu nueva tienda? ¿Podrías crear una página gratuita de Facebook para promover tu negocio localmente?

O ¿tendría más sentido publicar tus productos para la venta en un sitio de terceros? ¿Tendría más sentido diseñar tus propios materiales de marketing en Canva? ¿Tal vez podrías negociar e intercambiar habilidades / productos / y recursos con otras personas en lugar de pago?

Decir que hay muchos recursos gratuitos en la web se queda corto. Haz una lista de lo que necesitas para tu negocio y luego busca alternativas gratuitas en la web. Puede llevar algo de tiempo, y tal vez incluso requerir que adquieras algunas habilidades digitales adicionales, pero te ahorrará fondos cuando más los necesites.

Acumula seis meses de ahorro para gastos

Es verdad que echar mano de tu cuenta de ahorros no es la situación ideal. Sin embargo, es una práctica bastante común entre los empresarios.

Cuando diseñes tu plan de negocios, se sincero contigo mismo sobre cuánto estás gastando y cuántos ingresos probablemente obtendrás. Luego, se realista sobre cuánto tiempo te tomara antes de ver una ganancia.

Por lo general, se necesitan no menos de seis meses antes de que comiences a percibir el ingreso de efectivo. Establece como objetivo ahorrar al menos seis meses de gastos de subsistencia para que puedas dedicarte a tu nuevo negocio.

Pide apoyo con fondos extra a tus amigos y familiares

Recuerda, no estás pidiendo caridad. No les estás pidiendo a tus amigos y familiares que apoyen tu loca idea de negocio. No, sueñas con un negocio y tu plan de negocios es sólido.

Has cruzado tus t y punteado las i. Es por eso que estás buscando a las personas más cercanas a tu persona cuando haces tu lanzamiento. Usa a tus amigos y familiares como recurso de varias capas.

Practica tu argumento de venta con ellos. Pide retroalimentación. Y, cuando estés listo para iniciar tu negocio, pregunta si pueden ayudarte con un pequeño préstamo para impulsar el negocio.

Solo asegúrate de tener todo por escrito e indicar cuándo los devolverás. Incluso puedes usar una plataforma de crowdfunding para alentar a las personas que te rodean a alentar a sus redes a participar.

Explora las plataformas de crowdfunding

Las plataformas de crowdfunding como Kickstarter han cambiado la forma como los empresarios están recaudando dinero para financiar sus nuevos negocios.

Ya sea que desees vender una nueva herramienta de software o configurar una barra de fideos orgánicos, puedes hacer que las personas inviertan en tu negocio.

Solicita un préstamo para pequeñas empresas cuando necesite efectivo adicional

Si estás buscando más capital y ha estado operando con un presupuesto reducido, considera solicitar un préstamo para pequeñas empresas . Los bancos y los prestamistas en línea ofrecen diferentes tipos de préstamos para pequeñas empresas a clientes que buscan un flujo de caja adicional o fondos de inversión.

Por lo general, puedes obtener términos más favorables con un banco tradicional. Sin embargo, los prestamistas en línea suelen ser más indulgentes en sus requisitos. Solo ten cuidado con esas altas tasas de interés.

Si no estás buscando un monto de préstamo de suma global, considera una línea de crédito comercial. En resumen, son como tarjetas de crédito para tu negocio. Son buenas opciones para comprar artículos según sea necesario.

Busca subvenciones para pequeñas empresas y oportunidades de financiamiento local

A decir verdad, las subvenciones para pequeñas empresas no siempre son las más fáciles de encontrar u obtener. Pero, una vez que tengas tu negocio en funcionamiento (no importa cuán pequeño sea), puedes comenzar a buscar en serio el dinero gratis.

Recuerda siempre que las subvenciones generalmente tendrán requisitos de solicitud específicos. Mientras los conozcas, estarás compitiendo por un bote de efectivo que es todo tuyo. Comienza su búsqueda en las bases de datos gubernamentales y siempre asegúrate de pedir ayuda a los capítulos locales de administración de pequeñas empresas.

Contacta y conoce a posibles ángeles inversores

Probablemente hayas oído hablar de los ángeles inversores. Ellos entran en juego cuando es hora de escalar tu negocio más allá de ser solo tu mismo y del grupo de seres queridos que han aportado. Los inversores ángeles generalmente están entre las primeras personas fuera de la compañía que invierten seriamente en un negocio.

A diferencia de las empresas externas u otros capitalistas de riesgo, los inversores ángeles depositan sus propios fondos personales. También pueden ser el mejor tipo de mentores, ya que muchos de ellos son antiguos / actuales empresarios.

Ver también: 12 Secretos mejor guardados de los empresarios exitosos

Evalúa tus necesidades de capital

Necesitas dinero para comenzar tu negocio, pero ¿cuánto necesitas realmente? Sin una idea clara, corres el riesgo de llegar a una valoración poco realista de tu negocio, lo que desanimará a los inversores y rechazará tu solicitud de préstamo.

Entonces, antes de comenzar a preguntarse cómo recaudar dinero, debe concentrarse en evaluar tus requisitos de financiación. ¿Cuánto necesitas para comenzar? ¿Cómo exactamente vas a utilizar los fondos?

Sin una idea clara, corres el riesgo de llegar a una valoración poco realista de tu negocio.

Redes de personas

Cuando no tienes dinero para iniciar tu negocio, es esencial que encuentres a las personas adecuadas que puedan ayudarte. Puedes asistir a eventos y ferias comerciales donde puedes encontrar inversores potenciales. También puedes unirte a varios foros en línea en sitios de redes sociales donde puede encontrar consejos y recursos útiles para dar vida a tu negocio.

La mayoría de los capitalistas de riesgo e inversores son bastante activos en las redes sociales, por lo que si puedes sorprenderlos con tu idea, puedes encontrar una excelente manera de comenzar tu sueño empresarial.

Solicita un préstamo de gobierno para pequeñas empresas

Existen varios programas de préstamos destinados a ayudar a los empresarios primerizos a establecer su negocio. Para calificar para el préstamo, su negocio debe cumplir con algunos criterios, como operar con fines de lucro y debe tener un buen puntaje de crédito.

Dicho esto, estos son otros consejos para llevar tu negocio a la práctica:

Mantén tu trabajo actual

Ser práctico es extremadamente importante cuando estás jugando con la idea de iniciar un negocio. Necesitas una fuente constante de ingresos antes de poder establecer tu negocio, por lo que es aconsejable conservar tu trabajo actual. Al retener tu trabajo actual, estará más seguro cuando necesites correr riesgos.

Por supuesto, necesitarás pasar horas adicionales y trabajar más duro. Pero la transición de ser empleado a propietario de un negocio será mucho más fácil ya que no tendrás que preocuparte por gastos adicionales.

Trabaja en tu idea de negocio

Tener una gran idea de negocio es solo el comienzo de tu viaje como emprendedor. Hay muchos más pasos que debes seguir antes de comenzar. Desarrollar tu idea de negocio es una de ellas, y es muy importante para el éxito de tu empresa.

¿Tu idea de negocio es realmente única? ¿Qué valor generará? ¿Es algo que tu público objetivo realmente quiere? ¿O es algo que crees que querrían? Obtener respuestas a estas preguntas es importante para determinar si tu idea funcionará o no.

Analiza tu mercado y sus desafíos

Tienes una idea brillante que sabes que definitivamente funcionará, pero ¿qué pasa con tu competencia? ¿Será difícil para un rival copiar tu idea y volver a empaquetarla de una mejor manera?

Un inversionista potencial te preguntará esto cuando te acerques para solicitar apoyo financiero. Es muy importante comprender el mercado en el que operas y a tu competencia.

Primero debes mirar las tendencias e identificar los desafíos que tu empresa puede enfrentar. El siguiente paso es comprender cómo abordarás esos desafíos para mantenerte rentable.

Ejecuta una prueba o haz prototipos

¿Quieres estar seguro si tu idea de negocio es realmente única? Haz una pruebas y descúbrelo. Una prueba piloto te dará la confianza que necesitas para llevar tu idea al siguiente nivel y mitigar el riesgo. Puedes comenzar a pequeña escala regalando algunos obsequios a algunas personas de tu grupo objetivo para ver cómo responden.

Una pequeña prueba puede brindarte nuevas ideas para hacer crecer tu negocio e identificar desafíos que podrían haber pasado por alto.

Recopila comentarios

Si estás planeando entrar en un negocio completamente nuevo, sería realmente útil si obtuvieras una segunda opinión de alguien que conozca el mercado y los desafíos involucrados.

Una idea de negocio que se ve bien en el papel puede no ser tan atractiva cuando realmente te involucras. La opinión de un experto puede ayudarte a ver las cosas desde una perspectiva diferente y obtener más conocimiento del que puedes carecer.

Conclusión

Como puedes ver, el tema del dinero puede ser menos crítico al inicio si haces las cosas bien y sigues los pasos recomendados en este post. Soñar en grande es tan importante como iniciar en pequeño.

Darle forma a la idea y hacerlo gradualmente puede ser la mejor garantía para que un inversor ponga sus ojos en tu propuesta. Apalancarse en la infinidad de recursos que Internet te ofrece es algo con lo que hace algunos años mucha gente no contaba, así que estás en muy buen momento.

Anímate y comienza hoy la aventura más excitante de tu vida: emprender.

1 comentario:

  1. Necesito información de las Microfranquicias de la purificación y venta agua. Según articulo del señor Edwin Amaya

    ResponderEliminar

Dejanos tu comentario y recuerda: "si no te pagan lo que vales, emprende!"

Con tecnología de Blogger.